La interconexión entre clústers

En esencia, tanto el rol de los emprendedores como el de las iniciativas clúster, es demostrar continuamente que el saber convencional está equivocado. Los clústers actúan como un ecosistema donde las personas, empresas e instituciones diversas interaccionan en clave innovación, compartiendo riesgo y explorando nuevos horizontes mediante acciones conjuntas. Por lo tanto, la calidad de una empresa no depende únicamente de su estrategia individual sino de la calidad del entorno dónde compite.

Asimismo, los clústers actúan como tejido conector tanto entre las empresas y la Administración Pública, como entre los agentes del entorno (universidades, centros tecnológicos o centros de formación), permitiendo establecer un diálogo competitivo entre dicha Administración y las empresas, enfocado a explotar oportunidades y con el objetivo de generar riqueza y puestos de trabajo cualificados. Por esta razón, los clústers deben actuar con el magnetismo necesario para atraer y retener el talento sobre el que construir la propuesta de futuro.

La interconexión entre clústers hay que elevarla al concierto internacional. Dentro del marco de su estrategia, los clústers deben contar con alianzas puntuales o estables con otros clústers de referencia y mantener el músculo intelectual, por ejemplo, mediante el intercambio de conocimiento sobre la evolución del negocio a nivel internacional: tendencias, tecnologías y mercados, o incidiendo en las políticas con impacto impulsadas por organismos internacionales, como la Comisión Europea o las Naciones Unidas, entre otros.

Fuente de información:

Martí Estévez, Joan. Clústers. Estrategias ganadoras y trabajo en equipo.

Enlace de interés:

Red Internacional de clústers: The Competiveness Institute – (TCI).

Post escrito por Carmen Rafecas.